Header Ads

Noticias Mexico

Una de las principales ejecutoras de una facción de Los Zetas que comenzó su carrera como policía, ahora enfrenta varios cargos de tráfico de drogas luego de su captura en la ciudad fronteriza de Nuevo Laredo.


Conocida en el mundo criminal como Teniente, Guadalupe Gómez Villarreal es considerada por la policía mexicana como uno de los principales mandos dentro de la facción del Cartel Del Noreste de Los Zetas en Nuevo Laredo.

Un grupo del Ejército de México arrestó a Gómez Villarreal el martes por la madrugada durante una redada donde también arrestaron a su interés amoroso, Edna. Durante la redada, las tropas tomaron por sorpresa a Teniente y no le dieron la oportunidad de resistirse. Después del arresto, las autoridades volaron a Gómez Villarreal a la Ciudad de México, donde pasó por varias audiencias judiciales para ser procesada por cargos federales de tráfico de drogas.

Nació en Nuevo León, el mando criminal conocido como Teniente, ella se mudó a Tamaulipas de joven cuando fue reclutada por la Policía Estatal de Tamaulipas. Según un perfil de inteligencia, el nombre Teniente proviene de un interés amoroso que tenía en ese momento y que era teniente en el ejército de México. La mujer es descrita como muy inteligente y altamente peligrosa en el perfil.

Durante sus primeros años como oficial de policía, Gómez Villarreal era conocida por tener un cuerpo atlético que supuestamente usaba para ganarse el favor de sus superiores en la agencia de policía y ser promovida rápidamente dentro de las filas.

La Teniente sirvió como oficial de policía en varias ciudades de Tamaulipas, incluidas Tampico, Matamoros, Ciudad Victoria y Nuevo Laredo.


Con información de EFE y AP